Sigueme

Follow Us

Mascarilla natural de tomate para piel grasa

Tomarse un vaso de jugo fresco de tomate en ayunas unas cinco veces por semana ayuda a tener la piel radiante. Pero también hacerse una mascarilla casera con tomate te ayuda a eliminar la grasa de la cara y a controlar el brillo

.Los tomates tienen propiedadesastringentes, son ácidos y contienen potasio y vitamina C, un antioxidante muy bueno para la salud de la piel. Es por eso que los tomates son excelentes para la piel grasa.

La piel grasa es el resultado de la hiperactividad de las glándulas sebáceas.

Las personas con piel grasa tienden a ser más propensas al acné, el cutis se les ve brilloso y con los poros abiertos.

Sin embargo, la piel grasa tiene sus ventajas. Una muy buena es que la piel se mantiene joven y sin arrugas por más tiempo. Además, mucha gente dice que es más fácil tratar la piel grasosa que la reseca.

Bueno, volviendo a la receta de la mascarilla para piel grasosa que les traigo hoy, los tomates no sólo son buenos para hacer salsa, sino que también son efectivos para calmar las glándulas responsables de producir excesiva grasa.

A esta receta también le vamos a agregar los poderes antioxidantes del limón. El limón es otro ingrediente que sirve para eliminar la grasa de la cara. Además, es muy bueno para la salud general de la piel.


Además del tomate y del limón, también vamos a necesitar avena para esta mascarilla. La avena nos va a servir para dos cosas. Primero, le dará una consistencia más sólida a la mascarilla por lo que será más fácil de aplicar. Y segundo, también va a aportar varios beneficios para la salud de la piel.

La avena calma la irritación de la piel, limpia los poros y ayuda a combatir el acné. La avena también es un excelente humectante natural y un suave exfoliante.



Receta para mascarilla casera de tomate

Ingredientes
1 tomate maduro
1 cucharadita de jugo de limón recién exprimido
1 cucharada de avena

Se licúa el tomate y se le agregan los otros ingredientes. Se revuelven bien hasta formar una pasta. Se aplica sobre la piel de la cara con excepción del área de los ojos. Se deja por 10 minutos y se lava con agua tibia.

Otra opción
Si eres una persona muy ocupada y estás buscando una receta más rápida, puedes cortar un tomate por la mitad y pasarte la pulpa por toda la cara. Deja el jugo actuar por 15 minutos y después te enjuagas.